-->
 

Placenta previa

Comentarios(0)
Domingo 15 Abril 2012 a 23:00

La placenta se encarga de proporcionarle a tu bebé los nutrientes necesarios para su desarrollo y ayuda a eliminar los desechos y dióxido de carbono que ahí se generan, así como de protegerlo de infecciones y sustancias nocivas para su salud.

A lo largo del embarazo, este órgano se acomoda conforme el útero crece, de hecho para el tercer trimestre debe encontrarse cerca de la parte superior este último para dejar libre el orificio cervical donde el bebé saldrá. Sin embargo, existen complicaciones relacionadas con la placenta, las cuales se refieren a: el desprendimiento, previa y accreta.

La segunda se presenta cuando ésta se implanta total o parcialmente en la parte inferior del útero.

De acuerdo a su ubicación este padecimiento se clasifica en tres tipos:

  • Marginal. Se encuentra cerca del margen del cuello uterino, pero no llega a bloquearlo
  • Parcial. Cubre parte del orificio cervical
  • Completa. Lo tapa completamente

¿Qué lo provoca y cómo se diagnostica?

No se ha determinado una causa específica para este trastorno aunque suele asociarse con embarazos múltiples, por una edad materna avanzada, antecedentes de cesáreas o abortos y al consumo de cierto tipo de sustancias como el tabaco.

En general se diagnostica en el segundo y tercer trimestre de la gestación por medio de un ultrasonido y es una de las principales causas de hemorragia antes del parto. Esta condición puede ser un grave peligro para la mamá o el bebé, ya que puede obstruir su salida.

Tratamiento

Tras las revisiones médicas e historial clínico, el médico te dará el tratamiento adecuado ya que todo depende de:

  • La cantidad de sangrado
  • El desarrollo y posición del feto
  • Qué tanta parte del cuello uterino está cubierto
  • El número de partos que hayas tenido

La práctica de uno o más ultrasonidos es importante y necesaria para vigilar la progresión, ya que en algunos casos llega a corregirse al final de la gestación.

Cuidados

Algunas de las recomendaciones que se dan son:

  • Guardar reposo
  • Reducir el número de actividades
  • Evitar las relaciones sexuales, baños vaginales y el uso de tampones

Es importante que a pesar de las revisiones médicas periódicas, consultes al especialista si presentas hemorragia uterina durante el último trimestre

En la mayoría de los casos se hace un parto por cesárea debido al alto riesgo que existe de una hemorragia grave, sin embargo, todo depende del tipo de placenta previa que presentes.

     
    x