Elige bien su carriola

Redacción bbmundo · 8 agosto, 2016

Que sea la más segura y cómoda, ya que la usará hasta los 3 años.

Transportar a tu bebé debe ser una buena experiencia tanto para él como para ti, por eso elige bien su carriola. Busca la más segura y cómoda, pero sobre todo que funcione para la edad y las actividades de tu hijo, ya que la usará aproximadamente hasta los 3 años. Do’s
  1. Básicos: Edad, peso y talla. Si aún no nace, es mejor una convertible que incluye portabebé para que vaya acostado y también lo puedes sentar. ¿Es mayor de 4 meses? Lee el empaque: éste debe indicar la carga máxima que soporta y la estatura recomendada.
  2. Ruedas: Si te gusta pasear o vas a correr con ella, verifica que sean grandes para facilitar su desplazamiento por superficies irregulares. Antes de elegir la carriola, asegúrate de que cuente con frenos que puedan inmovilizarla por completo y con resortes que amortiguan el efecto de rebote para el bebé en una posible volcadura o sacudida.
  3. Seguridad: Debe tener un cinturón firme y confortable para que lo sostenga perfectamente y pueda usarlo todo el tiempo. Fíjate que sea de 3 a 5 puntos para zonas como cintura, hombros y entrepierna; esto evitará que tu hijo se salga en caso de una volcadura.
  4. Confort: Revisa que el asiento sea reclinable para acostarlo en caso de que quiera tomar una siesta. También cerciórate de que sea fácil de desmontar para su lavado, lo cual puede evitar infecciones por contacto con su boca o piel.
  5. Materiales: Ten en cuenta el clima de la zona donde viven: selecciona un modelo que tenga un toldo grueso para protegerlo del sol y uno de tela impermeable para resguardarlo de la lluvia (algunos vienen con ambas opciones).
Don’ts
  1. Costo: Al elegir la carriola, NO bases tu elección en el precio, sino en tus necesidades y las del bebé. No pierdas de vista que es un artículo que utilizarás desde que nace y hasta que sea capaz de caminar distancias largas (más o menos a partir de los 3 años). Te interesa: Su desarrollo a los 3 años
  2. Accesorios: Evita comprarla si no incluye un manual de uso y garantía del fabricante. Sin el primero no podrás conocer a detalle su ensamble, mantenimiento, limpieza, operación y sobre todo las precauciones que hay que tomar con ella.
  3. Precaución: No salgas de casa sin antes ponerle el cinturón para evitar que intente bajarse. No olvides revisar que las llantas y la estructura en general se encuentren en buen estado a fin de prevenir accidentes o lesiones.
  4. Buen uso: Mientras pasean, no desatiendas ni dejes solo a tu bebé (aunque esté dormido). Tampoco sobrecargues la carriola porque podría volcarse.
  5. Cuidados: Cuando la estaciones, no dejes de poner el freno ni la dejes en escalones o bajadas, o cerca de éstos.Te interesa: Qué hacer si solo quiere que lo cargues
Antes de elegir la carriola,  asegúrate de que:
  • Sus ruedas se adhieran bien al piso y se inmovilicen cada vez que pones el freno.
  • Puedas empujarla en línea recta y hacer que dé la vuelta con una mano.
  • Sus orillas no sean filosas o tengan protuberancias.
  • Las aberturas de las piernas no sean demasiado grandes, ya que tu hijo podría salirse.

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...