Sin duda alguna, las redes sociales son un arma de dos filos. Nos podemos enterar de lo que está pasando alrededor del mundo, pero también son usadas para juzgar o criticar a los extraños. Así le pasó a Gabriel Aarón, un niño del estado de Tamaulipas que fue criticado por aplicar uñas acrílicas, a lo que respondió “A unos niños les gusta jugar videojuegos, a mí poner uñas”.

Aarón es un niño residente de Nuevo Laredo que en los últimos días se ha viralizado en redes sociales por aplicar uñas acrílicas; sin embargo, esta actividad la lleva a cabo para ayudar a tener un ingreso más y ayudar a su familia que en estos momentos necesita dinero para la operación de su hermanito.

Lamentablemente, su actividad lo ha hecho blanco de varias críticas que, afortunadamente no inquietan al menor. Por otro lado, Gabriel también ha recibido varios aplausos de distintas partes del mundo por ser tan trabajador y apasionado en lo que hace.

En los múltiples videos y fotos que publica, donde se observa su trabajo, la comunidad le aplaude su talento y lo invitan a continuar esforzándose para seguir colocando uñas si es que esto le apasiona.

De hecho ya ha recibido invitación para ir a Monterrey a trabajar y la gente se ha ofrecido a pagar los boletos de avión de él y su familia. De igual manera le están solicitando cursos para aplicación de uñas, pero no cree estar capacitado todavía para hacerlo.

Entre las críticas que recibió, se encontraba la de un hombre que lo juzgó al pensar que Gabriel era el que se ponía las uñas; sin embargo, al poco tiempo, el usuario le contestó ofreciéndole una disculpa, donde se leía lo siguiente…


Aplaudimos mucho las respuestas de Gabriel, ya que debemos aclarar que vivimos en una época de cambio. Si bien hace algunos años los roles en la sociedad seguían existiendo bajo los estereotipos de género, hoy el mundo entiende y celebra la equidad de oportunidades y obligaciones entre hombres y mujeres.