5 cosas que no pueden faltar en el bolso de cualquier mamá

Redacción bbmundo · 7 octubre, 2019

Es mejor estar siempre preparadas con un bolso que tenga lo esencial para que no les falte nada y poder atender cualquier situación.

Cuando una mujer se vuelve madre, su bolso se transforma en un verdadero kit de supervivencia. Con lo impredecibles que son los niños, es mejor estar siempre preparadas con lo esencial para que no les falte nada y poder atender cualquier situación.

Incluso un viaje corto con tu niño puede llenarse de imprevistos: Manchas, largas horas de espera, vueltas al baño de emergencia o hasta heridas. Para la mamá todo-terreno que siempre está un paso adelante en todo, estas son las cosas que NO deben faltar en una bolsa:

  • Juguetes/crayones/hojas

Los niños no se caracterizan por ser criaturas pacientes. Para evitar que su aburrimiento saque su lado malo, te recomendamos cargar con juguetes pequeños o crayolas y hojas para que se distraigan en esos inevitables momentos de espera.

  • Pañuelos

Tener un niño es hacerte a la idea de que tu ropa o la suya se va a manchar tarde o temprano. Para sonarle la nariz, limpiar de emergencia o recoger basura, son un artículo indispensable.

  • Snacks

Para esos ataques de hambre imprevistos, es recomendable llevar algo pequeño, ligero y saludable para comer, y así evitar que el hambre de tu pequeño se convierta rápidamente en enojo. Ya sea nueces, barras de granola o galletas, traer siempre algo de comer contigo te sacará de un apuro.

  • Curitas

Los niños se caen todo el tiempo, así que es inevitable que se corten o se lastimen. Un paquete de curitas te resultará básico. Si quieres llevarlo más lejos, podrías incluir un kit de primeros auxilios con vendas, desinfectante y medicamento para el dolor.

  •  Poo-Pourri

Si tu hijo ya va al baño, seguro crees que los malos olores son algo inevitable. Déjanos decirte que no es así. Con el spray para baño Poo-Pourri puedes evitar los malos olores antes de que sucedan. Sólo aplícalo de tres a cinco veces en el agua de la taza y sus aceites esenciales se encargarán de crear una capa para atrapar el olor abajo del agua. Ya sea que lo uses para tu hijo o para ti, te evitará situaciones embarazosas cuando tengan que hacer en un baño ajeno.