Dolores de cabeza frecuentes en los niños

Redacción bbmundo · 20 febrero, 2015

Afecta de 5 a 10% de los niños, desde los dos años.

Si tu hijo se queja frecuentemente de dolores de cabeza, puede deberse a dos causas principales: las cefaleas tensionales y migrañas.

 

Cefaleas tensionales

Es muy común que ocurran en los niños y son provocadas, principalmente, por estrés físico o psicológico.

 

¿Cómo sé si la padece?

 

  • Tu hijo te dirá que siente presión en la cabeza, como si tuviera una cinta de goma apretada alrededor
  • Le cuesta trabajo escuchar
  • Actúa como si estuviera incómodo o molesto

 

Migrañas

 

Aunque creías que es un padecimiento exclusivo de los adultos, afecta de 5 a 10% de los niños (con antecedentes familiares) desde los dos años.

 

¿Cómo sé si la padece?

  • Por lo general, las crisis ocurren durante el día y pueden aparecer después de trastornos visuales (visión borrosa, ver puntos negros, líneas en zigzag o luces centelleantes)
  • Tu hijo te dirá que siente una presión, especialmente en la frente, y que su cabeza late (puedes preguntarle si el latido es parecido al de un tambor)
  • Puede sentir vértigo (la sensación de que todo da vueltas alrededor de él)
  • Tienen debilidad muscular y pierden coordinación. Podría parecer asustado o inestable y sentir miedo de caminar o tropezar

Si tu hijo todavía es lactante o tiene menos de dos años será más difícil saber si padece migrañas porque todavía le cuesta trabajo describir sus dolores. En estos casos, tú puedes notar si está inquieto, menos activo de lo normal, vomita o tiene un color pálido o sonrojado.

Las dos principales diferencias entre las cefaleas tensionales y las migrañas son que las cefaleas no presentan náuseas o vómitos y no empeoran con la actividad física.

 

¿Cómo puedo ayudarlo?

  • Llévalo con su pediatra después de haber tenido la primera crisis de migraña
  • El tratamiento que el médico recomiende dependerá, en gran parte, de los factores que la provoca; para identificarlos puede pedirte llevar un diario en donde anotes cada vez que sucede
  • Durante una crisis, busca una habitación oscura y libre de sonidos para evitar que su dolor aumente con la luz y el ruido
  • Enséñale a tu hijo a avisarte en cuanto sienta el primer síntoma (por lo general, el dolor inicia de un lado de la cabeza y aumenta con la actividad física)

 

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (4 votes, average: 4,50 out of 5)
Loading...