El psicólogo John Duffy, autor de «crianza de los nuevos adolescentes en la era de la ansiedad» realizó un análisis sobre las recientes declaraciones Megan y su esposo. Ante esto declaró que el Príncipe Harry ejemplo para que los niños y hombres tengan apertura emocional.

Príncipe Harry modelo a seguir

Hasta el momento, el Príncipe Harry, quien aún es el sexto en la línea de sucesión al trono británico, expresó el dolor que sufre en cuanto a la situación por la que está atravesando en sus relaciones familiares.

El experto reflexiona sobre la infancia del Príncipe Harry, un pequeño que creció en público y que perdió a su madre a edades tempranas. Posteriormente, se convirtió en un joven que ha cometido errores, que ha ayudado a otros y que de alguna forma se ha convertido en un modelo a seguir.

El psicólogo comentó: «encuentro que los hombres y los niños sufren dificultades emocionales, que incluyen depresión, ansiedad, problemas de atención e incluso ideas suicidas a tasas alarmantemente altas» y que el hecho de que Harry, en su entrevista  una persona educado con estándares muy rígidos, hablara sobre sus emociones, le da la oportunidad a que otros hombres expresen su vulnerabilidad emocional, la enfermedad y el bienestar.

Estrategias que ofrece el psicólogo John Duffy para que, como el Príncipe Harry, los hombres de tu casa expresen sus emociones:

Enséñale inteligencia emocional

Es decir a comprender cómo te sientes en cualquier momento y leer pistas sobre cómo se sienten quienes te rodean. El experto recomienda que se haga a través de un juego  con gráficos de caras y sentimientos. Les puede preguntar cómo se sienten.

Ten un hogar más abierto

Hablen abiertamente del bienestar y las enfermedades emocionales. Anima a tus hijos a que también lo hagan. «Haz que la discusión sobre la salud mental de hombres y niños sea algo común para ellos». Pide ayuda al papá para que le muestre a tus hijos a cómo ser un hombre expresivo y que no deben sentir vergüenza de eso.

Redefine la masculinidad

Es indispensable entender que la masculinidad y la fuerza no tienen nada qué ver con la expresión de las emociones, por lo menos así lo entendemos con el Príncipe Harry. Sin embargo el psicólogo explica que «la supresión de las emociones puede impulsar gran parte de la ansiedad y la depresión que sufren nuestros hombres y niños. Los niños de la generación Z y menores están más abiertos a la idea de la autoexpresión emocional, por lo que el momento para detener la marea y crear un cambio radical aquí es bastante útil».

Anímalos a buscar ayuda

Lamentablemente los hombres y niños aún se siguen resistiendo a tener apoyo emocional. «Sin embargo, una vez que participan, descubro que en realidad les va bastante bien expresándose, pidiendo la ayuda que necesitan y encontrando su voz emocional», comenta el psicólogo.

Recordemos que la terapia es un proceso liberador para las personas que están acostumbradas a reprimir sus sentimientos. La terapia también permite la prevención de mayores dificultades emocionales más adelante en la vida de niños y hombres.

 

Artículo original: cnnespanol.cnn.com
Foto de portada: Oprah