Formar niños que confían en sí mismos, se está volviendo una necesidad. En especial si hablamos de personitas que deben estar preparados para enfrentarse a situaciones más complicadas que el día a día les va presentando y en las que deben mostrar sus habilidades para enfrentar la ansiedad y controlar sus emociones. Para esto, es muy importante que los papás brindemos y demostremos nuestra confianza hacia ellos. Una vez logrado esto,  les será fácil creer en sí mismos y actuarán con más seguridad.   Artículo original: huffingtonpost.com.mx