Así fueron las vacaciones con mis nietos

Fernanda Macgregor · 15 enero, 2020

Te cuento cómo a través de las vacaciones con mis nietos, aproveché para enseñarles a cuidar el medio ambiente.

Así fueron las vacaciones con mis nietos

Cuando mis hijos eran pequeños, necesitaba vacaciones para descansar de las vacaciones. La pasaba feliz, pero agotada. Quería que disfrutaran todo así que, desde temprano estábamos afuera, conociendo. Con los años, aprendí a hacer pequeños altos para que descansaran, pero ahora que mis hijos crecieron me toca estar de vacaciones con mis nietos y todo es diferente.

Por qué las vacaciones con mis nietos ha sido lo mejor

Aunque estoy por cumplir 50 años y, no tendría por qué sentirme vieja, me siento lenta; ahora entiendo que el cambio de velocidad respecto a las vacaciones tiene más que ver con la madurez que con la capacidad. Estoy más en el aquí y ahora; y el slow travel o el viajar sin prisas, tiene ventajas para la convivencia de los abuelos con los nietos.

Además: Gobierno podría pagar a abuelos que cuiden a sus nietos

Encontré un lugar fantástico para ir de vacaciones con mis nietos: la Bahía de Akumal. El mar, como plato, se presta para que los más pequeños entren y salgan sin problemas y sin miedo. La cercanía de los camastros al agua, permiten que estés atenta de los niños, sin necesidad de estar encima de ellos.

Esta bahía tiene un plus genial: las tortugas. Además del fantástico espectáculo que es verlas, el nadar con ellas te deja sin palabras. Aquí hay mucho por aprender, como cuidar el mar; la importancia de no tirar basura en la playa; el porqué no usar popotes y el ser consciente de que la basura que termina en la playa, está matando a la fauna marina.

También: 11 cosas que los abuelos siempre dirán a sus nietos

¡No olvidarán nunca la lección aprendida! Estoy absolutamente segura.
Estas vacaciones con mis nietos fueron inolvidables y créeme, serán el plan perfecto para tu familia porque puedes caminar sobre la playa y ver peces de buen tamaño en la orilla. Poner nombre a los peces puede ser muy divertido y si ya viste con ellos la película Buscando a Nemo, ¡búsquenlo!

Antes de irte, tienes que llevar a tus nietos al Santuario de los Monos, donde viven diferentes especies de animales que han rescatado o donado: cebras, cabras, víboras, guacamayas, tucanes y por supuesto, monos araña y capuchino quienes dan el nombre al lugar.

Por otro lado: Beneficios de la convivencia entre abuelos y nietos

Este espacio es perfecto para divertirse y conocer la diversidad de la fauna, pero el tema de que se rescaten estas especies es una oportunidad perfecta para explicarles el por qué de la importancia de cuidar los animales.

La Bahía de Akumal está muy cerca de Playa del Carmen y Cancún; así que encontrarás lugares magníficos para comer y disfrutar sin prisas. Dos o tres días son perfectos por si quieres escaparte un fin de semana o puente.  Créeme las vacaciones con mis nietos ahí fueron maravillosas y las tuyas pueden ser mejor.