Aceptémoslo: como padres sentimos la necesidad, la obligación y el placer de complacer a nuestros hijos. Es un acto de amor pero también se involucran sentimientos de culpa o hasta viejos sentimientos sobre ideas como “Siempre quise tener la mejor bici y los Reyes no me la trajeron; que a mi hijo no le pase”.

El tema se complica si sabes que tu hijo no puede controlarse cuando algo no sale como quiere. Si a estas alturas su carta a los Reyes ya va en la página tres, calma: el niño está bombardeado de publicidad sobre juguetes y puede ser que pida por pedir o por influencia de sus amigos, sin tener muy claro qué es lo que quiere o necesita.

Ayúdale a decidirse entre tantas opciones y formar su carta, dejándole claro que es muy normal que no vaya a recibir todo lo que enliste.

Qué hacer si Santa Claus no le puede traer todo lo que pidió

Para que no te agobies más, sigue estos tips:

1.Más del 80% de los niños recibe al menos 5 regalos en estas fechas, siendo que los expertos en desarrollo infantil recomiendan un máximo de 3 para que sean aprovechados y valorados. Dosifícalos en las fechas que acostumbres.

2.Tan inconveniente es que no reciban nada como que lo reciban todo. El exceso de juguetes está asociado con aburrimiento y menor imaginación durante el juego. Además, una permisividad total (incluyendo las compras) influye en que los niños no puedan asimilar normas y límites, ni tolerar la frustración.

3.Habla con tu hijo y dile que Santa hará todo lo posible por llevarle lo que pidió; déjale claro que él sabrá elegir lo que crea que el niño necesita, ya sean juguetes, ropa, dulces o algo distinto, y que hay muchos niños que también debe atender.

Por otro lado: Frases si tu hijo descubre a Santa Claus

4.Transmítele entusiasmo por los juguetes que le lleguen a casa y jueguen juntos. Los obsequios serán mejor recibidos con nuestro afecto y no sólo con nuestro cumplimiento.

5.La finalidad de los juguetes es potenciar las habilidades y capacidades motrices y mentales del niño, no compensar el tiempo que no pudiste estar con él durante el año.

6. Hay que adecuar los regalos a la edad y personalidad del niño. Checa nuestro reportaje central sobre cómo elegirlos bien con distintos presupuestos.

7. Si te resistes a que le traigan tecnología (tablet, videojuegos o iPod), no te preocupes: son útiles y provechosos si se les da un buen uso según la edad.

8. Los libros son lo que menos se regala en estas fechas. ¡Incluye uno en el árbol! Fomentarás la lectoescritura y su imaginación.

También lee: Qué decirle a tu crío si Santa no le trae lo que pidió

Comprobado: 74% de los niños reciben uno o dos de los regalos que pidieron en sus cartas.

*Esta nota fue publicada en la edición 110 de nuestra versión impresa.