¿Los bebés pueden tener caspa?

Guadalupe Camacho · 18 febrero, 2019

Si tu recién nacido tiene escamas blancas en el cuero cabelludo que parecen caspa, te decimos por qué se originan y un remedio casero para poder quitarlas.

La costra del lactante (también conocida como costra láctea) es un tipo de caspa que presentan uno de cada diez recién nacidos, es un “hongo que se observa en los pequeños desde las tres semanas de nacimiento, no es contagioso”, explica la dermatóloga Heidi Muñoz.

 

Todo sobre la “caspa” en bebés o costra láctea

 

¿Falta de higiene?

 

La entrevistada advierte que nada tiene que ver con la falta de higiene. “Esta situación ocurre en niños que se bañan diario, y que usan ropa limpia. No tiene que ver con la falta de higiene, tampoco con el tipo de jabón o shampoo que se emplee, mucho menos con el agua que se use para bañar al pequeño”, precisa la entrevistada.

La caspa del bebé (que luce como escamas blancas sobre el cuero cabelludo del pequeño ya sea en partes o el toda la cabeza) “se genera por el contacto con la flora cutánea de la mamá; recordemos que el bebé está completamente estéril dentro del útero de su madre y cuando nace, los microorganismo suelen invadirlo, y como el lactante aún no conforma su sistema inmune puede genera una dermatitis seborréica”, advierte Muñoz.

También lee:  ¿Cómo cuidar el cordón umbilical del recién nacido?

De esta manera, la costra láctea “es un hongo que vive naturalmente en la piel de las mujeres (incluyendo las que acaban de ser madres) y hombres, que pasa de los padres al bebé y se manifiesta de esta manera”, explica Muñoz.

 

Aceite de coco, un remedio casero para la “caspa” en bebés

 

La costra láctea no requiere tratamiento, puesto que es una pequeña descamación que desaparecerá por completo, al cabo, de dos a tres semanas. Y para ayudar a eliminar las escamas, la mamá podrá colocar un poco de aceite de coco en el cuero cabelludo del bebé, darle un masaje suave y retirar el producto durante el baño.

“El coco ayuda a hidratar la zona y a quitar las escamas, pero se deberá hacer con mucho cuidado para evitar que el producto entre en los ojos, nariz o boca del pequeño”, recomienda la entrevistada.

No te pierdas:Todo sobre el vómito del recién nacido

Además, la dermatóloga afirma que en algunos bebés la costra láctea no sólo se observa en el cabello y el cuero cabelludo, sino también en las cejas, pestañas, cuello y orejas. Por eso es muy importante que no se exponga al recién nacido a productos que puedan generarle irritación. “Lo ideal es que la costra vaya cediendo por sí misma, al paso de los días el pequeño ya no la tendrá”, indica.

Escamas amarillas es una infección

 

Sin embargo, cuando las escamas son de color amarillo o verdosas y generen inflamación en el cuero cabelludo, significa que la costra láctea ya que ha infectado con otro microorganismo.

“Si sentimos (con los dedos o mejillas) elevación de la temperatura de la zona afectada así como irritación y malestar el recién pequeño, es necesario acudir con el médico —pediatra o dermatólogo— ya que la zona puede estar infectada con otro microorganismo”.

Te puede interesar: ¿Qué es la miliaria en recién nacidos?

“No hay que hacer nada para quitar las escamas, lo único es acudir con el médico que tras la revisión recomendará los fármacos y productos de higiene específicos para eliminar la problemática”, indica Muñoz.

 

¿Cuándo llevar a tu bebé con el médico?

 

  • Si las costras se caen con dolor
  • Si hay sangrado en la piel cabelluda
  • Si el bebé está irritable y no desea comer, o tampoco ha ganado peso
  • Si tiene rojiza la cabeza, cuello, cejas, orejas y pestañas
  • Si la caspa ya se propagó a las axilas e ingles

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (1 votes, average: 1,00 out of 5)
Loading...