¿Qué son los lactarios?

Guadalupe Camacho · 6 agosto, 2019

El lactario no es un cuartucho, tampoco un rincón en el baño, o debajo de las escaleras. Te explicamos su importancia durante la lactancia.

En México no existe un lineamiento federal que precise cómo instalar un lactario, espacio cálido en el que la mujer —en periodo de lactancia— puede extraerse la leche materna con higiene, privacidad y tranquilidad.

Por eso, en un número importante de centros de trabajo no existen; en otros, sólo hay un sillón y una mesa que los trabajadores usan como lugar de descanso; en contraste, solo en ciertas empresas trasnacionales sí hay espacios amplios, cómodos, con música suave de fondo, un lavamanos y un pequeño frigobar en el que la mujer pueda refrigerar para preservar su leche materna.

El respecto, la leche materna a temperatura medio ambiente (entre 18 a 26 grados centígrados) dura 8 horas sin refrigerar; cuando se refrigera a 4 grados (temperatura promedio de estos electrodomésticos) duran una semana; y congelada (a menos 18 grados centígrado) 6 meses, tiempo durante el cual la leche no tiene modificaciones significativas en sus componentes.

¿Qué son los lactarios?

  • Lactancia materna en el lugar de trabajo

“La lactancia materna no sólo beneficia a la madre y a su recién nacido, sino que también a los empleadores, puesto que un niño amamantado al seno paterno siempre será un pequeño más sano que no requerirá atención médica ni, por tanto, ausencia de la madre del centro de trabajo”, precisa la pediatra Diana Espejel Huerta.

Te recomendamos: La lactancia materna y su impacto en el medio ambiente

La leche materna contiene más de mil 600 proteínas, minerales, grasas, hormonas, lactobacilos (sí como los de los yogures), bacterias benéficas para la flora intestinal y otras decenas más de ingredientes que permiten la sobreviva del recién nacido, pero también fomentan el crecimiento sano y fuerte de los lactantes y bebés.

“La mamá siempre se sentirá mejor en darle su propia leche frente a una fórmula láctea, puesto que no existe en el mercado ninguna leche procesada que tenga los beneficios de la leche materna”, afirma Javier Mancilla Ramírez, presidente de la Academia Mexicana de Pediatría.

La leche materna favorece el proceso de digestión, evita el asma y las alegrías, pero también la dermatitis (inflamación de la piel), las caries del biberón, las infecciones gastrointestinales, y decenas más de enfermedades que pueden afectar al bebé.

  • Lactario evita enfermedades

El lactario es un espacio que beneficia a la madre, al hijo, al sector salud, a la empresa que emplea a la mujer y al país. “El lactario debe servir para no dejar pasar mucho tiempo entre las tomas que haga el bebé y las extracciones, puesto que la leche materna se produce conforme se va estimulando el seno materno, si pasan varias horas sin la extracción de la leche, la mujer ya no la producirá en la cantidad que requiere el bebé”, lamenta la ginecóloga Aurora Martínez González, integrante de la Asociación Pro Lactancia Materna.

Te recomendamos: Todo lo que debes saber sobre el reflejo de succión

Pero además, si la mujer no se extrae la lecha, comenzará a presentar dolor, enrojecimiento e inflación de los senos, puesto que la leche que ya está lista para salir se queda “estancada”.

“La mastitis asociada a la lactancia es la inflamación del tejido mamario que provoca dolor, hinchazón, calor y enrojecimiento en los pechos. Es posible que también se tenga fiebre y escalofríos. Y una mujer trabajadora con mastitis no puede laborar correctamente”, lamenta Martínez González.

Por eso, es importante que los empleadores brinden un espacio para un lactario. “No se requieren grandes inversiones, solo un espacio confortable y privado donde la madre se extraiga sin prisas, sin miradas intrusas, sin comentarios incómodos respecto de la cantidad de leche que se extrae, ni de cómo la almacena o recolecta”, puntualiza Martínez González.

El lactario debe contener un sillón, un refrigerador pequeño, un lavamanos, cortinas o persianas para fortalecer la privacidad. En algunos sitios, colocan además música suave o una televisión, así como revistas y una manta.

Te recomendamos: Así es como la lactancia influye en el desarrollo de los dientes