¿Qué hacer para que a tu hijo le guste leer siempre?

Revista bbmundo · 3 octubre, 2019

Te decimos qué debes hacer etapa por etapa, para que a tu hijo le guste leer desde que está en el vientre y para siempre. rev

a tu hijo le guste leer

Está de más empezar este artículo diciéndote que los libros son importantes en el desarrollo de los niños porque indudablemente lo son. Sin embargo, muchos padres seguro se preguntarán qué deben hacer para que a su hijo le guste leer. El problema es que se les da un libro cuando ya están grandes, se les enseña que son únicamente de la escuela, que están hechos para abrirse en época de exámenes, son una extensión de la tarea y que, prácticamente, cualquier otra actividad es mejor a leer, más cuando están rodeados de juegos en el celular o películas en la televisión.

Pasos para que a tu hijo le guste leer desde el vientre

Según la Encuesta Nacional de Lectura, en uno de cada dos hogares mexicanos solamente hay de uno a diez libros que no son textos escolares, lo que significa que más de la mitad de la población de 12 años en adelante no lee libros por gusto. Mucha de esta responsabilidad se debe a que nosotros, como padres, no inculcamos el gusto por la lectura y e ignoramos que esta actividad:

  • Estimula la imaginación y la creatividad.
  • Aumenta el flujo sanguíneo al cerebro.
  • Perfecciona el lenguaje escrito y la ortografía.
  • Mejora nuestra capacidad de concentración.
  • Anima a viajar
  • Fomenta la curiosidad por aprender sobre historia y ciencia, entre otras materias.

 

También: 5 libros que preparan a tu hijo para el regreso a la escuela

La lectura es un proceso que requiere interpretar, entender y dar un significado a las palabras, por lo que es muy importante que los papás estén junto a sus hijos en esta actividad: si los niños no encuentran un libro ideal según su edad o etapa de desarrollo, pueden perder el interés a futuro en la lectura.

¿Sabías que? Leer aumenta la reserva cognitiva del cerebro que permite retrasar enfermedades degenerativas como el Alzheimer.

¿Cómo hacer que a tu hijo le guste leer?
Sin importar el motivo de la lectura o el tema del libro, es importante que siempre hagas de ella una diversión y pasatiempo agradable, así como un momento familiar en el que platiquen y comenten sobre lo que leyeron. De acuerdo a su edad, esto es lo que puedes hacer para motivarla.

Además: 6 libros infantiles para celebrar el amor a papá

Desde el vientre
Tanto tú como tu pareja pueden leer un cuento o novela en voz alta. Si hay diálogos, hagan tonos de voces divertidos para que puedan ser percibidos por el bebé. Sin importar cuál es el contenido del libro que elijan, hagan de esto un hábito durante los 9 meses del embarazo.

De 0 a 12 meses
Si quieres que a tu hijo le guste leer desde siempre, olvídate de pensar que es muy pequeño para disfrutar un libro. En cuanto nacen, los niños se estimulan de muchas formas a través de los libros:

  • Desarrollan su vista y enfoque visual. Perciben mejor los libros con colores como el rojo, negro, blanco y contrastes fuertes.
  • Fortalecen el sentido del tacto tocando y reconociendo texturas. Cómprale libros de plástico para la hora del baño y con sonidos y texturas rugosas o lisas para jugar durante el día.
  • Estimulan su lengua y boca. Es normal que quiera morderlo porque los niños descubren el mundo, literalmente, con la boca. Prefiere los libros que tienen tapas gruesas y seguras.
  • Adquieren mayor vocabulario. Léele 10 o 15 minutos durante el día, puede ser antes de dormir. Mientras vas leyendo, señala con el dedo las ilustraciones para ayudarle a relacionar las imágenes con las palabras. Con esto lograrás mejorar su capacidad verbal, de reconocimiento e imaginación a futuro.

Por otro lado: Libros infantiles para enseñarle inteligencia emocional

De 12 a 24 meses
Los niños a esta edad no tienen problemas con entretenerse solos y su desarrollo cognitivo está a todo lo que da, pues su cerebro está en proceso de aprendizaje del lenguaje. Los libros en esta etapa son muy importantes para que a tu hijo le guste leer porque forman parte de la lectura emergente, que es cuando estimulan los sentidos, las emociones y el reconocimiento de lo que les rodea, por lo que es básico leerles varios minutos al día en voz alta. Para lograrlo, que no falten en casa:

  • Historias con animales, medios de transporte y objetos de uso diario. Haz los sonidos de cada uno y pídele que te imite.
  • De todos los tamaños y texturas. En esta etapa tienen mayor control sobre la motricidad gruesa y fina, así que déjalo jugar con ellos, morderlo y hojearlos solo.

Además: 6 libros para preparar a tu hijo para la llegada de un hermanito

De 24 a 36 meses
Convienen los libros con palabras cortas y dibujos, así como los relacionados con el proceso de desarrollo que viven día a día: la llegada de un hermano, el cambio de pañal a calzón o lavado de dientes. En esta etapa es importante que la lectura sea parte de las actividades diarias. Piensa en ella como un hábito común y hazlo parte de su día poniéndole un momento específico para hacerlo pero de manera natural:

  • Pídele que escoja el que quiere leer cada día.
  • Siéntense juntos y déjalo hojearlo sólo mientras tú lees otro libro o lean juntos el mismo libro. La imitación sigue siendo parte de su desarrollo en esta etapa.
  • No lo obligues y olvídate del tiempo; haz que vea este momento como algo que disfruta y combínenlo con el juego.

Conoce: 6 libros para enseñarle generosidad a tu hijo

De 36 meses en adelante

En esta etapa de su desarrollo es importante que no pierdan el hábito de la lectura en casa y no sólo le des la responsabilidad a la escuela, pues es justo en este momento donde podrá hacer de la lectura un hábito que dure para siempre.

  • Síguele contando cuentos. Continúa haciendo voces de los personajes y ahora pídele que te ayude a imaginar el final o seguirlo con uno diferente al que está escrito.
  • Consíguele libros para colorear y con estampas que al mismo tiempo cuenten historias, pueden ser incluso de sus películas o personajes favoritos.
  • Llévalo a la librería y déjalo escoger el libro que llevará a casa. Además de fomentar su autonomía, le estás dando libertad de elegir lo que le gusta. Todas las librerías, en el área infantil, están divididas por edades. Hay desde la sección de sólo ilustraciones hasta la de comics o la de niños más grandes, así que déjalo que se familiarice con cada una para que al ir creciendo, siempre sea uno de sus lugares favoritos.
  • Vayan a escuchar cuentacuentos. A esta edad es más fácil tenerlo quieto por más tiempo y los cuenta cuentos, obras de teatro y títeres, siempre son una buena opción para fomentar el gusto por la lectura. Las librerías cuentan con un calendario de eventos, ¡no se queden sin ir!
  • Busca audiolibros o descárgalos en internet para que ya sea con imágenes mientras crece o letras cuando empiece a leer, siga la lectura mientras escucha las voces de los personajes de la historia.

También: 10 libros que les enseñan a las niñas que no solo deben ser princesas

Y para que a tu hijo le guste leer 

Además de nunca obligarlo, déjalo elegir el momento del día en que leerá, el espacio y el libro. Además: 

  • Lleva siempre en el auto libros con ilustraciones.
  • Al ir de vacaciones, lleva libros para el avión o la playa.
  • ¡Ponte a leer! Siempre serás el mejor ejemplo. Si te ven hacerlo, aunque sea el periódico, ellos también querrán hacerlo.
  • Vayan seguido a las bibliotecas infantiles.
  • Regálale libros o prémialo con ellos.
  • Pregúntale si entiende lo que leyó, discútanlo y platíquenlo.
  • Haz que siempre sea divertido. Tenle un buen espacio para leer dentro de casa.

Artículo original revista impresa No 129, octubre 2016.