Todo sobre la incompatibilidad de la sangre y el factor RH

Redacción bbmundo · 16 julio, 2018

Conoce todo sobre la incompatibilidad de la sangre y el factor RH. Cómo afecta a tu hijo y qué debes conocer sobre los tipos de sangre.

todo-sobre-la-incompatibilidad-de-la-sangre-y-el-factor-rh

Conocer el tipo de sangre de cada miembro de las familia no sólo es importante cuando alguien llega a requerir una transfusión sanguínea, sobre todo si es de emergencia, también es un dato que puede proporcionar información valiosa sobre el tipo de enfermedades a las cuales pueden ser más propensos. Te decimos lo que debes saber sobre la incompatibilidad de la sangre y el factor RH.

 

¿Conoces qué tipo de sangre tiene tu pareja?

 

Grupos sanguíneos 

Aunque no se conoce a ciencia cierta por qué hay diferentes tipos de sangre, sí sabemos que existen diferentes grupos sanguíneos que se clasifican de acuerdo con las características que presentan los antígenos: moléculas que se encuentran en los glóbulos rojos. Existen dos tipos de antígenos, A y B, y dos tipos de anticuerpos que están presentes en el plasma y reaccionan a las proteínas de los glóbulos rojos, estos son Anti-A y Anti-B. En base a lo anterior, se establecen cuatro tipos sanguíneos principales:

Grupo A –tiene el antígeno A y el anticuerpo Anti-B.

Grupo B – tiene el antígeno B y los anticuerpos Anti-A.

Grupo AB –tiene los dos tipos de antígenos: A y B; pero ningún anticuerpo.

Grupo 0 –  no presenta antígenos, pero tiene anticuerpos Anti-A y Anti-B.

También: Leucemia: qué es y cómo diagnosticarla a tiempo

 

Factor RH

 

Por otra parte, existe el factor Rh (factor Rhesus), una proteína que se encuentra en el recubrimiento de los glóbulos rojos. Si los glóbulos rojos de una persona tienen esa proteína, entonces se considera Rh positivo y, si carecen de ella, es Rh negativo. Un dato interesante es que aproximadamente 85% de las personas son Rh Positivo, mientras que el 15% restante carecen del factor Rh, por lo que son Rh negativo.

Ahora bien, el tipo de sangre de una persona se conforma por el grupo sanguíneo y el factor Rh. Así una persona puede pertenecer al grupo sanguíneo B y tener el factor Rh Positivo, entonces su tipo de sangre será B Rh Positivo.

Es el factor Rh el causante de la incompatibilidad entre los tipos de sangre. Si una persona recibe sangre a través de una transfusión con anticuerpos que ataquen a sus glóbulos rojos, tendrá serios problemas de salud como anemia, fallas renales e incluso esto podría provocarle la muerte, por eso es fundamental conocer el tipo de sangre antes de recibir una transfusión sanguínea.

 

Revisa: Por qué guardar la sangre y tejido del cordón umbilical de un bebé

 

Un dato relevante es que el grupo sanguíneo AB positivo se considera receptor universal, mientras que el O negativo es considerado el donante universal en las transfusiones sanguíneas.

Otra información interesante es que desde los seis meses de edad el organismo desarrolla, de forma natural, anticuerpos contra los antígenos de los glóbulos rojos que no tiene.

 

Incompatibilidad del factor RH entre padres e hijos

 

Cuando una pareja decide tener un bebé es importante que conozca su tipo de sangre, ya que si existe incompatibilidad entre su grupo sanguíneo y factor Rh puede afectar la salud del futuro bebé.

Hay que tener en cuenta que el bebé puede heredar el grupo sanguíneo y factor Rh de cualquiera de los padres o una combinación de ambos. Cada padre biológico dona uno de los dos genes (A, B, O) a su hijo. Los genes A y B son dominantes y el gen O es recesivo. Por ejemplo, si un gen O está emparejado con un gen A, el tipo de sangre será A.

 

Además: Cambios vaginales durante el embarazo

 

Durante el embarazo, la sangre del bebé puede entrar en contacto con la sangre de la mamá, y entonces se pueden presentar ciertas complicaciones si es que el grupo sanguíneo y factor Rh de la mamá y el bebé no son compatibles.

En lo que se refiere al grupo sanguíneo AB0, la incompatibilidad entre el tipo de sangre de la mamá y el del bebé no tiene consecuencias graves. Sin embargo, sí puede tenerlas cuando se trata del factor Rh. El factor Rh Positivo es más fuerte y por eso es el dominante, es por ello que en la mayoría de los casos, si la mamá es Rh Negativo y el padre es Rh Positivo, el bebé desarrollará el factor Rh Positivo.

Si el bebé tiene el factor Rh Positivo no será compatible con el factor Rh Negativo de su mamá. Lo que sucede en este caso es que las defensas del sistema inmunológico de la mamá reconocen como “extraño” al factor Rh Positivo del bebé, por lo que desarrolla anticuerpos que pueden atravesar la placenta durante el embarazo para atacar a los glóbulos rojos del feto.

 

Conoce: Alimentos ricos en ácido fólico

 

La incompatibilidad del factor Rh normalmente no presenta riegos en el primer embarazo, pero si puede causar problemas en los siguientes. Durante el primer embarazo, la sangre de la mamá comúnmente no entra en contacto con la sangre del bebé, sin embargo, si puede mezclarse en el momento del parto. La mezcla de sangre también puede ocurrir durante un aborto, por una transfusión sanguínea que haya recibido la mamá con factor Rh Positivo.

Cuando ocurre alguna de estas circunstancias el sistema inmune de la mamá desarrolla anticuerpos para atacar a las células que detecta como extrañas.  El organismo de la mamá no solo guarda una reserva de los anticuerpos, sino que éstos se fortalecen y están listos para atacar cuando nuevamente detecten agentes extraños. A este proceso se le conoce como sensibilización de la madre al factor Rh.

De esta forma, si en un segundo embarazo el bebé es Rh Positivo, los anticuerpos desarrollados por el sistema inmune de la mamá atacarán y destruirán los glóbulos rojos del bebé, provocándole serios problemas de salud, entre ellos la llamada enfermedad hemofílica o enfermedad Rh del recién nacido, anemia o ictericia que causa piel amarilla.

 

También: ¿Cuáles son las enfermedades raras más comunes en México?

 

El grupo sanguíneo y factor Rh de los padres se puede conocer a través de un sencillo análisis clínico. Saber qué tipo de sangre tiene la pareja que planea tener un bebé es muy importante para determinar incompatibilidades y en base a ello, las posibles afectaciones de salud sobre bebé.

Actualmente existen diferentes tratamientos que se han desarrollado gracias a los avances de la medicina en esta área, a través de los cuales se pueden evitar las complicaciones derivadas de la incompatibilidad del factor Rh. También hay tratamientos muy efectivos para mejorar las condiciones de salud del bebé con afectaciones causadas por desarrollar un factor Rh no compatible con el de su madre. Pregunta a tu doctor por alguno de estos tratamientos y no dejes de conocer tu tipo de sangre y el de tu pareja. Esto te evitará pasar por problemas futuros y disfrutar al máximo del embarazado y el nacimiento de tu bebé.

 

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (4 votes, average: 4,50 out of 5)
Loading...